sábado, 21 de abril de 2018

Otro harnal en Los Oscos

El origen del anterior harnal es aún un incógnita. Sin embargo, el que veis en la foto, es de construcción bastante reincidente, por lo que no hubo dificultad para datarlo. Todavía vive una persona que ayudó a levantarlo siendo niño, hacia 1950.
La edificación fue erigida por un hombre que estuvo en la guerra de principio a fin, y conoció este sistema de protección de colmenas en Guadalajara.
Al volver, para acabar con los tradicionales robos de colmenas, decidió levantar uno en Villanueva de Oscos, el cual estuvo en uso hasta hace muy pocos años.

Harnal u horno de abejas en Oscos

Los harnales u hornos de abejas son unas construcciones típicas de distintas zonas de la Península ibérica, excluyendo el norte.
Con ayuda, hemos encontrado dos (y tenemos pendiente localizar otro más) en la comarca de Los Oscos, Asturias.
El de la foto aún lo tenemos sin datar, aunque todavía nos falta una entrevista que quizá nos pueda esclarecer su origen. Sí sabemos que en la posguerra, ya sin uso apícola, fue ocupado por una familia.
Como podéis apreciar, la hechura es admirable.

miércoles, 18 de abril de 2018

Modernización en harnal u horno de abejas



La configuración de los huecos en los hornos de abejas no permite colocar el tipo de colmena más utilizado en estas zonas, por lo que, en este caso, se optó por las del tipo Layens, mucho más frecuente en otras zonas de España, sobre todo por los apicultores trashumantes.

Uso tradicional en harnal





Originariamente, antes de la invención y difusión de las colmenas de panales móviles, los harnales albergaban colmenas vulgares o fijistas, como la que veis en la foto.

viernes, 22 de diciembre de 2017

RAMÓN DÍAZ DEL MORAL III


Los visitantes del blog más antiguos recordaréis que teníamos un juicio pendiente por estafa contra el individuo que nombramos arriba.
Tardó mucho en resolverse pero, al fin, hay sentencia: le condenan a pagar lo que debe y a unaño y nueve meses de cárcel.
No contamos cobrar porque hay gente delante de nosotros para ello. Lo que sí parede es que la cárcel no se la quita nadie, si es que no está ya en ella.
De lo que sí nos alegramos es de que, a través de haber contado en el blog lo que nos ocurrió, un montón de gente se salvó de ser estafada, como nos ocurrió a nosotros.
Si no eres de los lectores habituales y has llegado hasta aquí buscando datos sobre este sujeto, ya sabes lo que hay.

domingo, 1 de octubre de 2017